Estimados jóvenes:

Recuerdo que un escritor alemán, que también la hacía de filósofo y se llamaba Friedrich Nietzsche, decía que “las frases son piedrecillas que el escritor arroja en el alma del lector” y “el diámetro de las ondas concéntricas que desplazan depende de las dimensiones del estanque”; hace tiempo que pienso en esta frase y ahora lo comparto con ustedes. Ese estanque no es otro que el lector mismo, quien hace que las ideas, las sensaciones, las vivencias se extiendan y se prolonguen por los sentidos tanto como él mismo lo desee. Podemos decir que sin un lector no hay escritor y que sin lectura las posibilidades para desarrollar nuestra imaginación, para ensanchar nuestros conocimientos y para ampliar nuestras vivencias serían prácticamente nulas.

Gracias a la lectura los seres humanos somos capaces de emprender viajes a universos que siempre nos reciben con alguna sorpresa, sea por el lenguaje de los números, como la aritmética y las matemáticas, o sea por el lenguaje de las letras como éstas que ahora leemos (o como las del álgebra). ¿Sabes por qué estos lenguajes nos transportan? Porque tienen algo en común: ambos lenguajes se expresan por símbolos, a los que nosotros les damos significado y al hacerlo hacemos que cobren vida, que sean algo, que signifiquen algo para alguien. Y ese alguien, queridos jóvenes, somos nosotros, tú y yo, ustedes y sus maestros, tú y tus compañeros, ustedes.

Con este interés, la Secretaría de Educación Pública pone a su disposición este Portal del Programa de Lectura, para que naveguen en una mar de grandes posibilidades, para que compartan sus ideas, sus sentimientos, su imaginación y sus conocimientos por medio de la palabra escrita, de estos símbolos para que los conviertan en signos, en identidades, en vasos comunicantes.

Sean pues bienvenidos a este espacio que es, por derecho, de ustedes.
Directorio SEMS
(PDF)